AQUI ESTOY YO!

LA FRASE DE HOY

jueves, 18 de febrero de 2010

TARTA ÁCIDA ROSA

Otra recetita de Sandra Woodruff, gurú de la repostería dietética, sin grasas. Esta vez hay que reconocer que la receta original ha quedado bastante desfigurada, porque he hecho muchas sustituciones...de todas maneras, el espíritu Woodruff permanece y por tanto el resultado es muy bueno.



Es una tarta ácida  (y rosa, como podéis ver)...aunque con un toque de azúcar, claro. Quien la quiera dulce, ya sabe...a aumentar la cantidad de azúcar.

Está hecha con una base de masa precocida (casera, pues la elaboramos y la precocemos nosotros mismos), rellenada luego y puesta a hornear nuevamente. Esta base se llama Crunchy Cereal Pie Crust ('base crujientede cereal  para pasteles') y está en la página 124 del libro Secrets of Fat-Free Baking. En cuanto al relleno, es una modificación del que Sandra usa en el Blueberry Cheesecake de la página 161.

Sale toda la tarta por unos 24 puntos, con lo cual dividiéndola en 16 porciones sale cada una a 1.5.



INGREDIENTES

Para la base:

140g de copos de avena,  10 puntos
3 cucharadas de mermelada a elegir, en mi caso 2.5 puntos (2 cucharadas de mermelada con azúcar y una de mermelada light)

Para el relleno:

250g de queso Linessa para untar, 2 puntos
2 cucharadas de sustituto en polvo para huevo, 2 puntos
2 cucharaditas de esencia de vainilla, 0 puntos
1 cucharada de zumo de limón, 0 puntos
60g de harina, 3.5 puntos
40g de azúcar moreno fino (azúcar moreno normal molidoo con el molinillo de café), 4 puntos
3 cucharadas colmadas de compota de manzana sin azúcar, 0.5 puntos
Frutos variados del bosque, 0 puntos

ELABORACIÓN

En la batidora-picadora ponemos los copos de avena y los trituramos bien.





Añadimos la mermelada (yo he usado frutos del bosque y albaricoque) y pulsamos de nuevo hasta obtener la masa adecuada.






Fijaos que es una masa que tiende a "apelotonarse" por ella misma...señal de que será muy fácil presionarla sobre el  molde sin que se deshaga. Si no nos sale así a la primera, rectificamos sólidos o líquidos y volvemos a mezclar.


Echamos pues nuestra masa sobre un molde forrado con papel engrasado...




...y con un poco de paciencia y diez yemas de dedo la vamos extendiendo hasta los bordes, subiendo un poco para que no se salga el relleno que le vamos a poner.





Esta masa la horneamos durante unos 15 minutos en horno precalentado a unos 200 grados; la sacamos y la reservamos hasta que debamos usarla. En mi caso, fue inmediatamente.


Pasamos ahora a elaborar el relleno. Igualmente en la batidora picadora, ponemos todos los ingredientes salvo los frutos rojos...




Y procesamos. Tengo que decir que tampoco a la primera obtuve la consistencia adecuada, y que le añadí más harina de la que había pensado poner al principio.

Primer intento, fallido:



Añadiendo los frutos rojos....






 Como veis la consistencia es muy líquida; por eso añadí más harina (hasta completar los 60 gramos), obteniendo esta consistencia ideal:




Y ya tenemos el relleno listo. Lo vertemos sobre la masa precocida y  lo extendemos bien y de manera uniforme:







Ahora sólo tenemos que hornear el conjunto a unos 180 grados durante unos 50 minutos, o hasta que el relleno haya cuajado.



La dejamos reposar un ratito..y a disfrutarla. Aquí teneis las porciones de 1.5 puntos cada una:

1 comentario:

Dely dijo...

Se ve estupenda, con mucho colorido y muy apetitosa.
Aunque la presentación no he haya quedado como tú querías, se nota que está buenísima.
Un besín.