AQUI ESTOY YO!

LA FRASE DE HOY

sábado, 19 de junio de 2010

HELADO DE NATA ÁCIDA, CEREZA Y ALBARICOQUE CON FLAN AL JENGIBRE

Una vez llegado el verano, sacamos otra vez de la despensa nuestra heladera manual Donvier, introducimos su cubeta especial en el congelador y cuando nos apetezca un helado...en 20 minutos lo tenemos listo.

En esta ocasión he preparado un helado de fruta y nata ácida y lo he acompañado con un flan.



Las cantidades son mínimas porque he usado mi mini Donvier, que sólo hace 250ml de helado...muy adecuada para controlar el peso, pues sólo haces el helado justo.

INGREDIENTES:


-Para el flan-

Un paquete de preparado comercial para flanes
Leche entera, semidesnatada o desnatada, a nuestro gusto.
Azúcar, si el preparado comercial no lo lleva.
Jengibre confitado (opcional)

 -Para el helado-

Unas pocas cerezas
Dos albaricoques
3 cucharadas de nata ácida
Azúcar al gusto, si es posible glacé.
Un poco de zumo de fruta (yo he usado néctar de mango y zanahoria)




ELABORACIÓN

Primeramente y con antelación a la elaboración del helado (ya que este con la Donvier se hace muy rápido) preparamos un flan comercial según las instrucciones del paquete. Yo uso un preparado que ya lleva azúcar incorporado, así que sólo tengo que echar el contenido en la olla, añadir la leche poco a
poco mientras lo disuelvo con un batidor de varillas manual y ponerlo a fuego lento hasta que empieza  a hervir. Entonces lo vierto en los moldecitos para flan en los que he vertido el caramelo que viene con el preparado:


El flan se deja que se enfríe a temperatura ambiente y después se pasa a la nevera hasta que toma consistencia, tras lo cual lo desmoldamos y lo tomamos tal cual, o adornado a nuestro gusto.  En este caso lo rodeé de gajos de albaricoque y le puse jengibre confitado a trocitos.



Para hacer el helado, primero deshuesamos las cerezas; con el deshuesador es coser y cantar:



A continuación deshuesamos los albaricoques y los añadimos junto con las cerezas y el zumo al vaso de la batidora.


Trituramos:


Y añadimos la nata y el azúcar, aunque esta vez sin batidora, simplemente removeremos suavemente.


Ahora le toca el turno a la Donvier. Como siempre, sacamos rápidamente del congelador la minicubeta interior y ensamblamos la maquinita; antes de cerrarla, naturalmente vertemos en ella la mezcla.


Damos un par de vueltas de manivela, sólo un par, y la dejamos unos dos minutos. A partir de entonces seguiremos dando dos vueltas de manivela cada dos minutos aproximadamente hasta que se haya formado el helado, lo cual ocurrirá más o menos a los 15 minutos.

Voilà:


 La heladora Donvier produce un helado en su punto para comer, sin ni un cristal, aunque lo hagamos con productos con nada de grasa. Incluso si introducimos los ingredientes para un granizado, siempre nos saldrá suave y untuoso. Eso sí, hay que tomarlo inmediatamente...aunque también se puede poner unos 15 minutos en el congelador para darle más firmeza.


A mí me gusta mucho la textura especial del helado cuando está recién salido de  la máquina: consistente aunque cremoso en la parte de arriba, y más blando en la de abajo:

 
Lo servimos con el flan, como hemos visto en la foto de arriba.

2 comentarios:

Lupe dijo...

Oye, que pinta mas buena tiene este helado :O
Voy a tener que hacerme con una maquinita de estas, aunque el otro dia ya les estuve echando un ojillo a las heladeras, jojojo.

Por cierto, tienes una cosilla en mi blog, pasate cuando puedas.
Besos!!

Noentrobcap dijo...

Hola, Lupe...ya sé quién eres, jejeje...me acuerdo de cuando sacaste el blog...Muchísimas gracias por el premio, quédetallazo...Muchos besos...